Leña al fuego

Recuerden que todos los programas de Youtube tienen debajo de los títulos y arriba de los tiempos de los temas el link del programa subido a lbry el día anterior; solo tienen que hacer click allí, nada mas. En este programa van a encontrar un segundo link que es la disertación del Dr. Martínez, de Médicos por la Verdad, sobre el Covid que fue subido junto con el programa de historia del martes pasado; pero como a mucha gente no le interesan esos programas, lo reitero con este.

Nota de La Otra Cara: Médicos por la Verdad pareciera ser la clásica disidencia controlada (el problema no son las vacunas, es ésta vacuna, el problema no es Pasteur vs Bechamp, el problema es China vs EEUU, o la falsa guerra fria), etc..

El programa de historia subido el miércoles fue bloqueado por Youtube; una forma muy curiosa de manejarse; y muy eficaz. Tuve que subirlo nuevamente, pero al hacerlo cambia el link, lo que lleva a una confusión para el oyente. Por ejemplo los suscriptores lo recibieron dos veces y muchos no lo vieron pensando que estaba bloqueado. Lo mismo me acontece a mi que, además, lo envío a mas de quinientos correos. Al subirlo nuevamente, el link de ese envío se inutilizó. Muy buena estrategia, no se carga con la mochila de la anulación, pero produce sus efectos.

ECHANDO LEÑA AL FUEGO

Cuando se abren tantos frentes al mismo tiempo y el gobierno no interviene o lo hace en sentido contrario de las leyes y costumbres argentinas no se puede pensar en otra cosa que una estrategia basada en el orden a partir del caos. Es decir, estamos ante el hecho irrever-sible que se termine en acciones violentas y enfrentamientos civiles.

Otra cosa no se puede pensar ante la toma de tierras en todo el país; el ajusticiamiento del violador en Tucumán; el agravamiento de la inseguridad; las posiciones absurdas de se-ñores feudales como el gobernador de Formosa; la declaración de los tres fondos con los que arregló el ministro Guzmán hace menos de un mes donde manifiestan que todas las va-riables acordadas se dispararon; el desabastecimiento que comienza a notarse en las gón-dolas con el consabido aumento de precios. Un dólar paralelo que ya está 140% por encima del oficial; un porcentaje mayor al de febrero de 1989, cuando comienza la híper inflación.

Manifestantes ingresaron a la Municipalidad de Olavarría para reclamar viviendas: los vinculan a Juan Grabois. La Municipalidad de Olavarría con el intendente adentro tomada por gente vinculada a Grabois. Y Grabois viene de ver al Papa y dormir en Santa Marta. De esos viajes nadie habla ni nadie critica, porque son la impunidad.

VIDEO GRABOIS Y EL PAPA

Y todo esto ocurre ante la mirada impávida del gobierno que lo único que hace es enviar funcionarios del Poder Ejecutivo a avalar las usurpaciones o presentar nuevamente la apro-bación del aborto. Es decir, como pocas veces lo he visto; su agenda no tiene nada que ver con la de la gente; es mas, diría que hasta está en las antípodas.

Ahora bien, estamos hablando de gente con experiencia. Podemos decir lo que se quiera de ellos; pero no que no tienen experiencia; gobernaron doce años. Solo nos queda pensar en la obsecuencia a los centros de poder global, algo de lo que vengo hablando hace años.

Están convencidos que cuando vuele todo por el aire ellos van a salir indemnes? Porque de la forma que calientan la cabeza gente como Juan Grabois, Victoria Donda o Gabriela Carpinetti, por ejemplo; se la han convertido en una olla a presión.

Que les prometió el régimen global?; que cuando se arme el quilombo va a intervenir la ONU y todo se tranquiliza? Porque helicópteros para todos no creo que haya; de Olivos podrán salir dos o tres a lo sumo.

Esto termina en una carnicería, muchachos; y la Bastilla se la rodean en una hora. No hace falta ser muy estudioso o estar demasiado informado para darse cuenta. De buena onda les digo; haciendo un análisis de situación, no creo que el sistema global se arriesgue a ser criticado por gente como ustedes; están muy quemados en el mundo.

Les interesa la Argentina, no ustedes; ustedes no les importan nada, Roma no paga traidores.

Y vos, ciudadano de a pie; que crees que está en juego acá? Esto no es joda, el avance del régimen es de aniquilamiento, de destrucción total; no solo del país y sus riquezas, sino de sus habitantes. Voy a reiterar la pregunta que hice varias veces: Con una mano en el corazón, me pueden dar tres razones por la cual al régimen global le pueden interesar los argentinos? Vienen por la tierra y la quieren vacía; les queda claro?

VIDEO FOQUISMO EN ARGENTINA

¿QUÉ SIGNIFICA SER ORIGINARIO EN AMÉRICA? – Karina Mariani

El 12 de octubre de 1492 culminaba la proeza de 77 días de navegación a océano abierto por la cual Cristóbal Colón descubría un continente. Si hubo incursiones anteriores, si hubo búsquedas alternativas al paso cercenado por la conquista otomana, si otras expediciones fueron exitosas, si Colón o los Reyes Católicos sabían o se enteraron después de la dimen-sión de ese hallazgo, si el objetivo fue varias veces superado o si los excedió, todo es harina de otro costal. El 12 de octubre de 1492 Colón descubrió América y con esta sencilla oración abrimos la caja de Pandora de las controversias que 528 años después repiquetean en el marisma ideológico del siglo XXI una de las cuales tiene particular vigencia: el indige-nismo.

¿Cómo llegó la narrativa indigenista a los niveles de protagonismo actual? Una mezcla de interpretaciones maniqueas de los hechos históricos, una resemantización tergiversada de demandas, un anacronismo ideológico y mucha, mucha fantasía literaria han logrado que una de las formas más claras de supremacismo moderno se transforme en un ideal abra-zado por el progresismo. El indigenismo determina a las personas definiéndolas por su raza, su línea sanguínea y su etnia. Difícil encontrar una visión de la humanidad más macabra y racista. El valor del individuo no es tal sino en función de la etnia a la cual pertenece, debién-dose como persona a lo que podríamos denominar (seamos creativos) dialéctica étnica plasmada en la lucha entre colonizadores/usurpadores y dominados/originarios. Esta rela-ción sería inmanente: Cinco siglos igual (terrible sentencia).

El supremacismo indigenista cobra fuerza vital gracias a la necesidad de la izquierda de reinventarse en la gerenciación de luchas a las que jamás había prestado atención pero que, en la actualidad, le son muy útiles como el feminismo, el veganismo y otros ismos minu-ciosamente desvirtuados. El indigenismo, para estos fines, vino a pedir de boca.

Para empezar suavecito, el indigenismo considera el descubrimiento de América como el epítome del mal. Un relato infantil basado en un paraíso de paz y cordialidad sólo inte-rrumpido por el arribo de los españoles que con saña sobreactuada asesinaron a millones de indígenas por gusto, generando una pobreza y sometimiento que no se ha podido revertir en cinco siglos.

Esta reescritura de la historia tiene, para empezar, un claro componente racista ya que niega la fusión del nativo y el europeo, que fueron la cuna de la sociedad criolla de la que somos, los americanos, orgullosos frutos y fomenta el desprecio al mestizaje. Pero a la vez es una visión profundamente xenófoba en la medida que exalta el pasado precolombino y denigra sistemáticamente la historia, cultura y civilización producida precisamente durante esos cinco siglos en los que nos forjamos como sociedad.

No es cierto que llevamos cinco siglos igual, y si vamos a ser honestos, el continente lleva ya más de dos siglos de independencia, digamos todo. Imbuidos del animismo más básico, desmembramos la estatua de Colón, para ver si con eso nos librábamos del pie opresor de la colonia como si en estos 500 años no hubiera pasado nada! Olvidamos que muchos países salidos del dominio colonial son prósperos, mientras nosotros, que llevamos dos siglos siendo los dueños de nuestro destino, somos incapaces de eliminar la corrupción, desa-rrollarnos y dejar de generar pobreza gobierno tras gobierno ¿Cómo hacer para mantener el relato de la opresión con este dato concluyente? Vamos por partes:

No existe manifestación política o cultural que no cante loas al mundo precolombino. Pro-lífico en neologismos, el ideario progresista ha dado en llamar pueblos originarios a los autóctonos y a sus manifestaciones cívicas, volviendo la palabra indios un insulto, a sus oídos, de corte gravísimo. Lo que el relato indigenista se niega a admitir es que los indios son tan protagonistas de la Conquista como los propios españoles.

Colón nada hubiera logrado sin el apoyo de los taínos. Cortés hubiera sido insignificante frente a los mexicas sin la ayuda de los tlaxcaltecas y Pizarro jamás habría conquistado una piedra sin los tallanes, los huancas y los chachapoyas. Y los pueblos indígenas que se alia-ron a los conquistadores no eran idiotas encantados por espejitos de colores (tal como reza el relato paternalista) sino que se unieron a los españoles porque eran salvajemente escla-vizados y asesinados por los caribes, los aztecas y los incas. Se trató de supervivencia, tan humano instinto.

Los grandes imperios precolombinos eran salvajes conquistadores y su caída fue el pro-ducto de una selección cualitativa de las comunidades dominadas sumada a la superioridad tecnológica y cultural de los vencedores. El modo de vida precolombino tenía construc-ciones, conocimientos astronómicos y matemáticos importantes, ciudades con administra-ciones complejas, pero el desarrollo humanístico no superaba la ley del más fuerte, y el derecho absoluto del vencedor sobre el vencido.

Su expansión era merced a guerras de dominio, el sometimiento de los más débiles, im-puestos agobiantes y deportaciones. Las comunidades amerindias se sostenían en base a conflictos donde unos pueblos aniquilaban a otros, la esclavitud era una institución acep-tada y las mujeres y los niños eran objeto de intercambio y sacrificio. La abrumadora docu-mentación arqueológica que respalda estas afirmaciones debería dejar de lado toda duda. La Conquista fue un proceso complejo, heterogéneo y acorde a los parámetros históricos (que hoy nos resultan escandalosos y está bien que así sea) en los que el poder se dirimía en base a esos parámetros y el sometimiento resultante no puede reducirse a víctimas y victi-marios sino a ganadores y perdedores. Los imperios precolombinos avanzaban sobre territorios y pueblos al igual que lo hizo el imperio español. La diferencia no es conceptual sino tecnológica. El choque cultural fue abismal.

Pero hace unas décadas, (contemporáneamente al aniversario de los 500 años del Des-cubrimiento y a la creación de usinas de pensamiento socialistas que hicieron del indige-nismo su bandera, como el Foro de San Pablo) cobró nuevos bríos el reclamo, ahora de corte revolucionario, de las minorías indígenas auto percibidas víctimas de la constitución de los Estados Nacionales americanos.

En Argentina había abono, más vale. La misión misma del organismo creado en 1985, llamado Instituto Nacional de Asuntos Indígenas (INAI) era promocionar comunidades indí-genas. Sobre llovido, mojado, la (siempre desastrosa) reforma de la Constitución Argentina de 1994 incorporó derechos y tratados que eran una bomba de tiempo. Reconoció preexis-tencias inefables, y abrió la puerta a kioscos administrativos e inmuebles cuyo límite es el cielo.

El kirchnerismo, conforme su suscripción ideológica, levantó este pañuelo. A partir del año 2006 leyes relativas a la propiedad y distribución de la tierra abrieron una escalada de reclamos. Los organismos internacionales en paralelo a las usinas de pensamiento ya nombradas iban en consonancia con dichos movimientos y así las cosas, nuestra conflictiva actualidad indigenista no debería sorprendernos. El Convenio 169 de la OIT de 2007 que da andamiaje jurídico a reclamos que ponen en peligro la integridad de los Estados también contribuyó a esta argamasa. Los ingredientes estaban ahí, sólo había que batirlos.

Hacia el año 2017 ya es innegable el conflicto mapuche en el sur argentino. El accionar de estas comunidades es siempre violento, a algunas de sus violencias nos acostumbramos: ocupación de tierras, cortes de rutas, imposición de peajes. Pero los secuestros, robo de ganado, asesinatos, torturas y enfrentamientos armados no tardan en aparecer. Chile sufre esta violencia en paralelo, con organizaciones que reivindicaban la lucha armada en ambos países y de dónde surge una peligrosa deriva: la pretendida Nación Mapuche que reclama un pedazo a la Argentina y otro a Chile para construirse. Estas organizaciones serán violentas pero no pavotas, lo que pretenden es quedarse con pozos petrolíferos, zonas turís-ticas excelsas y bosques de alto rendimiento.

El supremacismo mapuche no difiere, en su filosofía, de otros movimientos similares. La dialéctica indigenista es integrista, proverbialmente unicultural y anticapitalista. No todo indigenismo es segregacionista, pero desde ya no responde a los parámetros occidentales de la democracia liberal. Se despegan del mundo moderno, demandando privilegios pero negando mayoritariamente los beneficios de la modernidad a sus hijos, cosa que coloca a las nuevas generaciones a tiro de un retroceso cultural que antagoniza con avances cien-tíficos y tecnológicos que pudieran interferir en sus visiones ancestrales.

La cuestión mapuche es la manifestación más escandalosa de esta filosofía y ciertamente la más acorde a la herencia del terrorismo marxista de la que hoy toman prestadas método-logías, dirigencia política y formas de financiación. Por eso es que no viene al caso discutir si los mapuches estaban o no antes de la constitución de la Nación Argentina. Tampoco viene a cuento de las demandas indigenistas, distinguir qué tribu masacró a otra, cuál anexionó a quién ni si los separatistas violentos de la nación mapuche vienen de Chile o del espacio exterior. Es más, resulta soberbiamente peligroso determinar la originariedad de unas u otras comunidades sin abrir de este modo las puertas a nuevos reclamos segrega-cionistas y dele pegarnos tiros en los pies. La cuestión acá es dejar de legitimar el indige-nismo como víctima de nadie porque eso nos convierte a los no indígenas (vaya uno a saber cómo se determina eso) en victimarios y esa es la falacia a desmontar.

El debate acerca del derecho a bienes y servicios basado en la ascendencia indígena implica postulados identitarios, pero además establece un multiculturalismo falaz que re-chaza nuestra historia, y por consiguiente nuestra cultura. Desprecia la huella que, en los criollos, tiene el clásico grecorromano, la moral judeo-cristiana, el desarrollo científico y el individualismo liberal que forja nuestra Carta Magna. Ni que hablar del desarrollo de las artes que este adanismo cultural barre de cuajo. La historia universal de la que somos ape-nas jóvenes protagonistas de los últimos cinco siglos evolucionó gracias a la mezcolanza. Por suerte las culturas no son impermeables. Lo que se inició el 12 de octubre de 1492 fue una conquista más en la historia de la humanidad que dio por resultado una sociedad que no es amerindia y tampoco es española. Somos americanos. Y si, así como el Imperio Romano forjó Europa e impuso su lengua y sus instituciones, Europa forjó América en base de su religión, lengua y su ley; pero eso también evolucionó.

Hace ya dos siglos que los que nacen en Argentina son argentinos, punto. Como argen-tinos todos tienen iguales derechos y desde hace cinco siglos nos venimos mezclando, afortunadamente, tanto con españoles como con tehuelches, ranqueles, puelches, pampas, y tantos otros, sumados a italianos, suizos, alemanes, ingleses, galeses, irlandeses, esco-ceses, franceses, judíos y árabes que nos legaron su cultura, idioma, comida, filosofía y varios etcéteras.

Lo que estamos viviendo es un mecanismo que ya conocemos y es increíble que sigamos cayendo: bucean en alguna asimetría, no importa que tenga siglos de antigüedad. Iden-tifican un colectivo como víctima y le otorgan un halo de santidad, ya está, nadie se puede meter con ese grupo. Después se largan a gerenciar la lucha contra la hegemonía. Queda reducir el conflicto a un esquema binario, hoy le toca al conflicto indigenista, entonces será colonizador vs. indígena. El malo es Occidente y su sistema, ¿y a quién le importan los da-tos? Lo importante es ser el dueño del más débil, de esa víctima de la sociedad, construida por años porque no existiría el reclamo indigenista sin el aval o el dejar hacer estatal y esto tampoco hubiera sido posible si la clase dirigente no hubiera sembrado ese camino.

No hay justificación para que el Estado financie organismos que se confabulan contra sus propias bases, que conspiran contra la igualdad ante la ley, que otorgan pertenencias étni-cas arbitrarias basadas en la autopercepción y que abogan por estatutos jurídicos diferen-ciados según la raza o privilegios de sangre. Avanza, crece y se afianza en Argentina la cuestión indígena, que es una vil mascarada por la cual funcionarios oficialistas han perpe-trado o bien apoyado, acciones del soberanismo indigenista que se va tornando habitual y lo que es peor, se va naturalizando.

También el 12 de octubre pero de 1880 asumía su primera presidencia Julio Argentino Roca, luego de haber sido uno de los protagonistas de la campaña que terminó con los malones indios que asolaban constantemente a las poblaciones, que tomaban cautivos para matarlos o esclavizarlos y que secuestraban, violaban o vendían mujeres. Se iniciaba la época más próspera de nuestro país, que situó a Argentina entre los mejores países para vivir. Por eso vinieron a poblar Argentina oleadas de inmigrantes que construyeron la auténtica multiculturalidad de la que somos producto. Desde entonces esa es la diversidad que vale, y donde la segregación étnica no debería tener lugar.

EL VATICANO Y EL COMUNISMO – Ella Kietlinska

El Vaticano está en el proceso de renovar su acuerdo firmado hace dos años con el Partido Comunista Chino, en el que reconoce a los obispos nombrados por el PCCh como legítimos, sin embargo el convenio alentó al régimen a perseguir a los católicos más que antes.

En los dos años desde que se implementó el acuerdo del Vaticano con la China comu-nista, los católicos y los cristianos sufrieron más persecución que nunca, dijo James Bascom, director asistente en la oficina de Washington de la organización católica Sociedad Estadounidense para la Defensa de la Tradición, la Familia y la Propiedad, en una entrevista con The Epoch Times.

El Partido Comunista Chino no solo derriba los santuarios católicos sino que obliga a que las imágenes de Mao Zedong estén dentro de las iglesias católicas. El régimen chino instaló cámaras de vigilancia en las iglesias católicas para monitorear quiénes asisten. Además a los chinos menores de 18 años se les prohíbe entrar a las iglesias, se les prohíbe ser bauti-zados o recibir sacramentos.

Un régimen comunista solo da una libertad limitada de religión a un grupo religioso para dar una apariencia de una libertad que hace que los anticomunistas bajen la guardia y permite que el régimen se infiltre, penetre y tome el control de la religión y finalmente la des-truya.

Los católicos siempre han estado a la vanguardia de la resistencia al comunismo, donde quiera que se haya extendido, ya sea en Polonia, o Hungría, o China, Vietnam, Cuba, y por eso los propios comunistas siempre han buscado neutralizar esa amenaza haciendo tratos con los líderes católicos, algunos de los cuales, desafortunadamente, han sido más suaves y maleables.

IGUALAR PARA ABAJO – Javier Cornejo

La vertiginosidad de los acontecimientos en nuestro ajetreado planeta, cuya influencia no debe pasarse por alto, ocasiona una absorción brutal del tiempo que podamos disponer para un concienzudo análisis, para evaluar correctamente las consecuencias de tales sucesos. Con cada vez mayor insistencia asistimos a un denominador común que pareciera se nos quisiera imponer a toda la humanidad, del que no escapamos los habitantes de nuestro país y nuestra provincia. Me refiero al enaltecimiento de la pobreza. Muy sutilmente viene calando en un sofisticado estudio mediático de su imposición como producto.

Desde el rotundo y acelerado giro tomado por el Vaticano en su perspectiva: Una Iglesia pobre para los pobres, hasta los más trillados noticieros como Esta es mi villa, se observa una instalación del concepto en búsqueda de una aceptación normal y natural.

En la Argentina que crecía a tasas chinas, en la Argentina de la década de la inclusión en la que se nos relata que ganamos todos, se hace añicos este cuento ante la frialdad de las últimas mediciones que ubican al 30% de nuestra población como pobres. Dramáticamente observamos que el objetivo gubernamental no es superar esta cruda realidad, el objetivo es que la aceptemos y estemos cómodos con ella, resultando éste el verdadero significado del tan usado término: inclusión.

Nos están acostumbrando a un nuevo paradigma socio-económico en el cual la mayoría de la población vivirá en una situación de pobreza e indigencia; mucho más precaria de la vivida hasta ahora, y para mantener el sistema en pie durante esta transición será necesario que los ciudadanos lo acepten, en forma dócil y controlada, o en su defecto impuesto por la fuerza que se aplicará a quienes se atrevan o intenten alteraciones sociales. En este aspecto, en Argentina, ya está en aplicación la identificación biométrica del sistema SIBIOS.

Es parte del programa, pero, paradójicamente se demoniza a los que logran un avance en función del talento, el trabajo, el esfuerzo que fuera motivo de orgullo, de quienes que logra-ron una transformación en nuestro país en beneficio de las actuales generaciones; los inmi-grantes en conjunción con los existentes. A ellos se los demoniza, pero no se demoniza al dinero que se convierte en el apetecible e inalcanzable objetivo del pobre, que lo anhela con vehemencia para mantener el consumismo mediáticamente impuesto.

De esta manera se avanza en un práctico plan de disminución poblacional en un mundo que la técnica permite cada vez más: el reemplazo de los hombres y mujeres por robots en casi todas las áreas y aspectos del trabajo hasta hace poco humano.

Con este cambio de objetivos en el modelo del futuro, de pobreza, seremos percibidos entre todos con los mismos valores adecuados a tal situación, en la que la escasez ocuparía el lugar de valores y actitudes que implican un tipo de prestigio social. Lo que no nos damos cuenta es que todo es sutilmente pre-fabricado; en el que se nos provoca un giro de valores, insertándonos como objetivo loable esta impuesta condición social de pobreza general, viendo a los pobres y marginados como los nuevos héroes a seguir, incluyendo como nor-malidad, conductas que consideramos como fuente de exclusión social: conflictos, droga-dicción, delincuencia, corrupción general, sufrimiento.

El lema será: no malgastes tu tiempo luchando por cambiar las cosas, por luchar contra las injusticias rampantes, inviértelo en solidaridad y convivencia y serás feliz.

Será el modelo marihuanero José Mujica de mansas y tranquilizadas ovejas en camino al holocausto en vida.

LA DEMOCRACIA CHINA – Infobae

Revelan nuevas evidencias de que el régimen chino está dejando a miles de niños uigures sin padres. Las primeras pruebas comenzaron a brotar a mediados del año pasado. En el marco del plan sistemático de supresión de la minoría uigur en la región de Xinjiang, el régi-men chino está separando a un número creciente de niños de sus padres, en un intento de borrarles su identidad e implantarles una afín a los preceptos del Partido Comunista de China. En los últimos días se difundieron evidencias detalladas y concluyentes del alcance de un programa que atenta contra los derechos humanos más elementales.

Adrian Zenz, investigador de la Fundación para el Monumento a las Víctimas del Comunis-mo en China, accedió a planillas oficiales del régimen, en las que hay constancia de que cerca de 10.000 niños del condado de Yarkand, en la prefectura de Kashgar, donde la mayo-ría de los habitantes son uigures, tienen a uno o ambos padres internados en centros de detención o en campos de reeducación. Separados de sus familiares, quedan bajo la tutela del Estado, como si fueran huérfanos.

Por otro lado, las estadísticas muestran que el número de menores que, como no tienen a sus padres son alojados en internados, pasó entre 2017 y 2019 de unos 500.000 a casi 900.000, lo que supone un aumento de alrededor del 76 por ciento. Lo más inquietante es que estos datos corresponden a solo un condado de toda la región de Xinjiang.

RADIACION EN LAS ZONAS DE FRACKING – Revista Nature

Los niveles de radiación a favor del viento de los sitios de perforación de fracturación hidráulica de EE. UU. Tienden a ser significativamente más altos que los niveles de fondo, lo que representa un riesgo potencial para la salud de los residentes cercanos, según un estudio de investigadores de Harvard.

Las áreas dentro de los 20 kilómetros a favor del viento de 100 pozos de fracturación hidráulica tienden a tener niveles de radiación que están aproximadamente un 7% por encima de los niveles normales de fondo, según el estudio.

Los aumentos no son extremadamente peligrosos, pero podrían aumentar ciertos riesgos para la salud de las personas que viven cerca, dijo el autor principal del estudio, Petros Koutrakis. Las partículas radiactivas se pueden inhalar y aumentar el riesgo de cáncer de pulmón.

DISOLUCION DE LAS FF.AA

El daño que están causando nuestros gobernantes ya no tiene límites, pero si graves con-secuencias. Al igual que el régimen global gobernante no se detienen nunca y avanzan sin importarle absolutamente nada; la destrucción de la Argentina es total.

Preocupación por la decisión del Ministerio de Defensa de retirar las familias argentinas de la Antártida. Otra vez funcionarios ideologizados, o incompetentes, o las dos cosas, con la anuencia de algunos uniformados complacientes, arremeten contra la Actividad Antártica Nacional. Entre gallos y medianoche cerrarían la única escuela que funciona ejemplarmente en el continente blanco, y no llevaran núcleos familiares a invernar a BAE. También la concurrencia de científicos se vería afectada y reducida. Una vez más queda evidenciado el desconocimiento y escaso interés de la política de turno por la cosa antártica, y el esfuerzo ininterrumpido de tantos argentinos a lo largo de la historia.

Siguiendo con lo mismo; siguen desmantelando a las Fuerzas: dan de baja siete embar-caciones de la Armada y se desarman dos buques de guerra. Entre otras modificaciones, se les quitaría los cañones a 2 corbetas para transformarlos en simples buques patrulleros. Los barcos dados de baja, no fueron reemplazados y no hay planes a corto plazo de hacerlo.

Dos de ellos son una pieza fundamental en los puertos, maniobrando buques de mayor tamaño y facilitando su amarre. La Armada al no contar con remolcadores propios, pasará a alquilarlos al sector privado, incrementando así los gastos corrientes a la ya castigada fuerza naval. La última adquisición de este tipo de embarcación se hizo en el 2017, compran-do una sola unidad de segunda mano.

Entre los buques dados de baja, resalta el ARA Cabo de Hornos, uno de los tres cargue-ros clase Costa Sur de fabricación nacional, a pesar que en el último tiempo no estuvo operativo, su perdida es un gran golpe a la capacidad logística de la Armada, ya que contaba con una capacidad de 6.300 toneladas de carga y actualmente no hay planes para buscar un reemplazo.

LAS GUERRAS DEL SISTEMA

El conflicto entre Armenia y Azerbaiyán está complicándose; los últimos ataques de ambos bandos reportan ciudades y poblados, por lo que los muertos y heridos pasan a ser civiles.

Por otro lado, comienzan a ponerse incómodos algunos países; que si bien están acos-tumbrados, no les cae bien en estas circunstancias.

Uno de ellos es Israel, que si bien tiene buenas relaciones con Armenia, al punto tal de tener embajadas en ambos países. Y esto hay que hacerlo notar; el jueves 17 de septiembre de 2020 Armenia, país considerado cercano a Irán (enemigo declarado de Israel-), inauguró una embajada en Tel Aviv. Apenas dos semanas más tarde, Ereván llamó a su embajador.

El motivo?, las ventas de armas israelíes a Azerbaiyán. En 2019, Israel fue el octavo exportador de armas del mundo, y durante los últimos cinco años el principal proveedor a Azerbaiyán, por delante de Rusia, con ventas por más de u$s 740.000.000.

Los vínculos entre el Estado hebreo y Azerbaiyán, país musulmán chiita, se remontan al desmembramiento de la URSS, a comienzos de la década de 1990. Ambos países han for-jado relaciones diplomáticas y comerciales, en tanto Israel intentaba tender puentes con países musulmanes y con Azerbaiyán, en especial, para extender su red más allá de las de Moscú. Se trata de relaciones estratégicas: Israel importa una parte importante de su petróleo desde Azerbaiyán y exporta sus armas a ese país, uno de los principales clientes de la industria militar israelí.

Otro lugar donde se está calentando el ambiente; y cerca nuestro, es la frontera norte del sub continente. Sube la tensión en la frontera entre Venezuela y Brasil con la llegada de uniformados rusos que participan en ejercicios militares junto a las fuerzas del régimen chavista.

Días después de la Operación Amazonas, en las que Brasil realizó maniobras sin prece-dentes con más de 3.500 soldados, Caracas desplegó tropas en el estado Bolívar sin aclarar el motivo de la presencia extranjera. Los rusos llegaron a Santa Elena vistiendo uniforme del ejército venezolano. Los grupos de militares rusos y venezolanos se han dedicado desde que llegaron al estado Bolívar a hacer ejercicios militares.

CONCLUSIONES

Escándalo en Salta: encuentran 22 kilos de coca en una camioneta en la que viajaban siete concejales de Orán. Reitero lo que dije antes; están convencidos que pueden salir vivos de todo esto; aclaren que les prometió el régimen global.

Mataron de un balazo en la cabeza a una beba de cinco meses por una pelea de bandas en Dock Sud. Se habían disparado desde dos torres distintas. Hemos tocado fondo, aún no se dan cuenta?

Vamos a ir aclarando los tantos. Esta semana la inmensa mayoría de los países miembros han dado el voto para que las dos dictaduras más brutales y peligrosamente imperiales que hay sobre la tierra integren el Consejo de Derechos Humanos de la Organización de las Naciones Unidas: Cuba y China. Son también, junto con Corea del Norte, las más antiguas. De hecho, la dictadura china nació unos pocos años después de que llegara a este mundo la ONU y su dorado sueño evangelizador, tal vez el sueño colectivo más grande, más finan-ciado, más añorado y más inútil de todos los tiempos. Una muestra mas que el Nuevo Orden Mundial es comunista.

Pregunto a los funcionarios argentinos: Ustedes creen que con esto el régimen les da patente de corso para hacer lo que quieran. Este es el plan global; nosotros en este momen-to en el mundo importamos menos que una isla perdida en el Indico. Y ustedes les importan lo mismo que la isla.

El gobierno va a abrir las fronteras al turismo; interesante, los argentinos no podemos transitar libremente y los turistas, sí. Hacen falta dólares, es cierto y estamos para regalo; con un dólar de $ 200.- un café en un bar cuesta u$s 0,70; único en el planeta. Por otro lado no estaría mal con el ingreso de turistas infiltrar terroristas.

Me sorprendo día a día; aún hay gente que pregunta por quien votar. Es un país en total descomposición, en un estado creciente de anarquía; destruido económicamente.

Ya no tenemos reservas, los últimos estudios de economistas que viven investigando el tema dan testimonio de ello. Cachanovsky hace diez días dijo que quedaban solo cincuenta millones de dólares. El viernes pasado, otros investigadores dijeron que ya se usaron quinientos millones de los depósitos de la gente. Todavía no toman conciencia donde estamos parados?

Vamos a ser claros; la Argentina va camino a un 60% de pobreza, como mínimo. Cuando lleguemos a ese guarismo nos van a tratar en consecuencia; como cualquier país africano.

No se si les entra en la cabeza hacia donde vamos. Cuando pidieron voluntarios para probar la vacuna se anotaron 25.000 (necesitaban 15.000). Ustedes creen que el régimen no toma eso en cuenta?

Durante la Guerra del Atlántico Sur nos trataron como un país latinoamericano; se pasaron por el culo el millón de firmas de los descendientes de españoles, franceses, italianos, alemanes, etc, etc. Somos Latinoamérica y punto. Hoy estamos vente escalones mas abajo.

Una respuesta

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

El show de la vacuna

LA NUEVA NORMALIDAD – Gabriel Molina Hace tiempo lo veníamos advirtiendo, no sólo por sus efectos adversos, llámese enfer-medades de todo tipo, incluyendo la misma

Continuar leyendo >